Los amigos de la Morena del Valle

0
55

María Madre y Amiga

Producción y Edición: Área Pastoral de Comunicación y Prensa Diócesis de La Rioja

A la Fiesta de la Virgen del Valle en Los Colorados llegan muchos peregrinos, pero también muchos amigos, amigos que interceden por nosotros junto a Ella, santos y otras advocaciones de María.

Rosa de Perea de Amaná cuenta: Venimos de 100 km cerca de Villa Unión, allí está la capilla de la virgen del rosario, hay cerca de 100 habitantes.

Nos trajo la Virgen del Rosario, ella nos trajo. Ayer decíamos que no íbamos a venir porque mi mamá tiene 94 años y dijimos que hacía mucho calor y dijimos que si la Virgen quiere que vamos que nos acondicione el camino y hoy estábamos y llovía en Amaná y pasaron unos vecinos y nos dijeron vamos y sí ¡Vamos! Queremos encontrarnos con la Virgen del Valle, sería un Tinkunaco de las dos imágenes. Pertenecemos al departamento Independencia, parroquia santa Rosa de Lima de Patquía. María es la Madre que siempre me enseña. Ahora le pido que me enseñe a ser abuela, antes le pedía que me enseñara a ser mamá, que me ayude a guiar a mi familia por el buen camino.

Otro de los amigos que se llega es Ceferino Namuncurá. Joel es  un joven de Vichigasta, perteneciente a la Familia de la Estancia el Ciénego y expresa: Vinimos como todos los años por la invitación que nos hace la comunidad de la Virgen del Valle de Los Colorados y venimos trayendo a Ceferino Namuncurá y también Ella está invitada a El Ciénego para las patronales de Ceferino. Este año la llevaron a caballo, tardaron un día en llegar allá acompañada por gente a caballo en procesión.

La estancia de El Ciénego es el lugar en donde se realiza la fiesta de Ceferino Namuncurá,  pertenecece a la familia Oliva Bajinay, cuenta con una capilla y es a raíz de un milagro que hizo que broten vertientes en el campo. En ese tiempo una tía llamada Ester Oliva sabía escuchar la novena a Ceferino por radio. Ella pidió una imagen y como se enfermó el padre no pudieron, entonces compraron una imagen, un cuadrito y le hizo una promesa que subiría a la montaña con gente, le iban a rezar y cantar en procesión con gente. Mi abuela, doña Ramonita vino de otro puesto con más gente, era la rezadora de ese tiempo y tal cual rezaron, cantaron y al día siguiente brotaron vertientes. Desde allí todos los años el segundo fin de semana de septiembre se hacen las patronales.

Ceferino luchó por su pueblo, quiso ser útil a su gente abrazando la palabra de Dios con el sí siempre al Señor, es la fe que nos mueve y nos inspira porque cada vez se suman más personas y visitan el pueblo de Vichigasta. La estancia de El Ciénego está a 68 km de Vichigasta, desde julio hasta las patronales Ceferino visita todas las casas del pueblo y si quiere ir cualquier día avise y lo esperamos. Está el Facebook que se llama estancia de El Ciénego.

Para confirmar el relato de Joel, su tía cuenta que en la estancia Hay duraznos, higueras, verduras, nogales. Sacamos el agua de vertiente que nunca falta. Son una peñas de donde sale agua, se embalsa en unas piletitas, le han puesto unas mangueras y desde allí llegan al riego de las plantas y a los tanques de agua de las casas, el agua tiene mucha presión. El milagro fue en 1976. Lo único que pedimos es la bebida, damos el asado a la gente, se hace en esa fecha porque la que hizo la promesa es la hermana de mi marido, quien hizo la promesa con la fecha.

Uno de los tantos amigos de la Virgen que se llega a la Fiesta es Lucas Ceballos. Vive en Tama y viene a cumplir una promesa a la Virgen. Aquí cuenta el motivo: Mi hijo había nacido me dijeron que tenía un problema, tenía dos días y quedarse 10 días internado. Le pedí a la Virgen del Valle que me ayude, que lo saque de ese mal momento y le prometí venir a caballo desde Tama hasta acá y ella cumplió conmigo y ahora yo estoy cumpliendo con Ella. Mi hijo se llama Neitan tiene ya dos años y medio y está muy bien. Si Dios quiere y me da vida y fuerza voy a seguir viniendo.

Estos testimonios abundan y todos están atravesados por el amor y confianza a María que Ella se ganó por ser una madre fiel en la Cruz que invita a celebrar en su fiesta.