Día internacional de la eliminación de la violencia contra las mujeres y las niñas

0
35

Día internacional de la eliminación de la violencia contra las mujeres y las niñas

En 1993, la Asamblea General de las Naciones Unidas aprobó la Declaración sobre la eliminación de la violencia contra la mujer, en la que definió el término violencia contra la mujer como:

Todo acto de violencia basado en el género que tiene como resultado posible o real un daño físico, sexual o psicológico, incluidas las amenazas, la coerción o la prohibición arbitraria de la libertad, ya sea que ocurra en la vida pública o en la vida privada.

Desde antes se conmemoraba esta fecha en memoria del asesinato de las hermanas Mirabal, activistas dominicanas, quienes un 25 de noviembre de 1960 fueron ultimadas por orden del dictador Trujillo.

Esa es la historia de la fecha. Para hacer realmente memoria y honor debemos mirar aquí y ahora a las mujeres y niñas que sufren violencia que son las maltratadas física y verbalmente y de muchos modos más.

La que no puede ir a la escuela por falta de medios o porque tiene que trabajar en la cosecha de la uva, la que no puede capacitarse por no tener acceso a los materiales, la que hace cola en la puerta de la cárcel para ver a sus familiares y son miradas con discriminación, las que piden en los semáforos para dar de comer a sus hijos, la que tiene, aun trabajando en dependencias oficiales, un salario en negro o paupérrimo, la que es exigida para dar más de sus posibilidades, la que no es valorada por su ser sino por su hacer, las silenciadas y tantas más

A menudo pretendemos estadísticas con diagnósticos y si son varios los casos nos ocupamos… no se trata de eso. Se trata de ver a esa hermana que, como en la parábola del Buen Samaritano, está tirada al lado del camino y hacerme cargo, detenerme, decirle con mi mirada, mi actitud, sé que existís y sacar de la mochila de la fe la gracia de Dios para ser valientes y creativos frente a estas realidades.

No se trata de números sino de personas. No se trata de golpes físicos o palabras fuertes; son corazones que sufren.